viernes, 25 de diciembre de 2009

Coca- cola

El martes era el último día de clase y el miércoles la fiesta de fin de evaluación correspondiente. Yo no quería ir a la cena, pero a la copa me apuntaba. Fuimos a una discoteca que ese día sí abría para estudiantes sobretodo, en la misma situación que yo, estrenando vacaciones. Yo no pretendía ligar, sólo pasar la noche con los de clase y con mis amigos, que se unieron.
Sólo bebo cuando voy a un bar de sexo, porque en esos casos la chispa de una copa la necesito absolutamente. Con amigos a base de coca-colas uno se lo puede pasar igual de bien, pero reconozco que así uno se cansa antes de estar de pie bailando, cuando iba a la zona vip que compartíamos con otra gente, para descansar, vi que mis amigos y los desconocidos habían encontrado algo que hacer en común, esnifar coca. Me di media vuelta y decidí que en la zona vip se habían olvidado de que al día siguiente había que trabajar, así que me alejé y un miembro de los desconocidos, muy mono por cierto,  me paró y me habló en privado.

- No vayas a la policía - me dijo.
- Mis amigos ya son mayorcitos y los tuyos... más - tenían como 30 años.
- Por si aún sigues con la idea de denunciarnos a todos te diré que yo no me he metido nada.
- Si yo me metiera algo no sería coca - le dije fingiendo una despedida. Y me fui esperando que esa frase fuera el inicio de un contacto profundo.

Una amiga me secuestró. Era la pardilla de clase, necesitaba un poco de apoyo para integrarse y tardé media hora en emparejarla con una chica, si eran lesbianas bien por ellas, si no... pues que buscasen dos chicos juntas. Todo ese tiempo el chico vip me esperó pacientemente para dar réplica a mi "ingeniosa" frase.

- Yo tampoco te metería coca - me dijo.
- ¿Eres gay?
- Si me das un beso y no me aparto es que sí.
- No me hace falta darte un beso, ya lo veo - dije al ver el volumen de su polla erecta bajo los pantalones.
- Soy muy tímido para esto - dijo.
- Deberías ir al Strong para curarte. Yo estoy siguiendo mi propia terapia.

Otro que dijo que no conocía el Strong. ¿No os parece increíble que haya tanta gente en el Strong siempre y nadie haya oído hablar de ese sitio? Le hablé del lugar, de lo peligroso que yo pienso que es caer en las redes del vicio pero lo interesante que era follar así con las cosas claras, andar desnudo, el morbo de la vergüenza, de la superación de tabúes...

- Eres el único que ha conseguido hacerme ver esas guarradas como una terapia - dijo.
- Odio las camas. Si quieres venirte al Strong o similar, te dejo meterme algo que no sea coca.
- ¿Coca-cola?
- Sólo cola.

10 comentarios:

Anónimo dijo...

Le Morbo estoy entusiasmado con lo buen escritor que eres....de verdad escribe una novela ya

Le Morbo dijo...

Algún día!

Anónimo dijo...

Si, escribir escribe bien... pero a los de 30 los considera mayorcitos... Joder, pues a los 38 debo ser la abuela....jajaja.
Me pone mucho tu blog. Estoy atento a nuevas entradas. ta luego shulo

Le Morbo dijo...

No te enfades por lo que he dicho de los treintañeros, si a mi me ponen más de 35 que de 25.
No lo he dicho tan así.
Jaja.

Anónimo dijo...

no hace falta que me hagas la pelota...jajaja Seguiré leyendo tu blog, te lo prometo. Lastima que solo me dé por ser activo 2 veces al año. Si nos vemos en algún antro por lo menos podremos comentar la jugada...mientras nos follan..jajaja Besotes shulo

Le Morbo dijo...

pues mira, uno como yo, este año he sido activo una vez, mi primera!
En 2010 lo seré al menos dos veces. Jjaja

tretze dijo...

Boto por follar no solo estrictamente en la cama, lo mejor es en sitios públicos, y si es en una barra de algún bar como por ejemplo el "ODARKO" mientras te tomas una birra, mejor q mejor

Le Morbo dijo...

Eres el hombre que necesito Tretze

alexitimic dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Le Morbo dijo...

Me mola mazo que te mole mucho Alextimic!
Manda a mi dirección un email con foto y estadísticas vitales y te apunto en mi lista de veinteañeros.
:)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...