miércoles, 24 de abril de 2013

El esfuerzo inútil


He corrido tan deprisa, sin mirar hacía dónde, huyendo de una mala sensación, que no me había dado cuenta de que lo que me hacía sentir mal era la correa que llevaba en el cuello. Dos semanas después de abandonar el siniestro castillo de Pedigree, he tomado consciencia de que en aquel mes que pasamos juntos se me ha ido colocando un collar.

Quizás los clichés estéticos me confundieron porque yo permanecía de pie y él a cuatro patas, también pensé que a pesar de que Pedigree tirara de la correa era yo quien la llevaba por el mango... pero en realidad, me rodeaba el cuello un collar en el que una medalla con forma de hueso citaba "Amo Dominante". Había demasiadas cosas ambiguas y engaños en los que me sumí pensando que era todo un juego en el que los guiones y los disfraces bastaban. 

Las semanas pasaban, los disfraces no aguantaron el roce de la vida cotidiana, la luz descubrió que todo era raso, polipiel y cartulina. Dejando al descubierto los cuerpos desnudos de un oscuro depravado incapaz de volver atrás, y a un niñato crónico incapaz de dar un paso hacía delante en la oscuridad. Nos enredábamos los dos con la misma correa de la que conseguí arrancar mi collar y retroceder hasta mi habitación, dónde ahora contemplo fascinado el collar que me adorna pero esa fascinación me horroriza y enloquece.

Me siento liberado, aunque no realmente libre. Cuando corría las escasas calles que separan mi habitat y el terrible bosque donde se eleva el castillo maldito de Pedigree recorrí una gran distancia, hasta una actitud muy parecida a cuando aún ni conocía el sexo y soñaba cómo sería el hombre de mi vida, cuánto tendría que agradecer a aquel que supiera mantener mis labios en los gestos de felicidad y placer. Y ese perro que logró confundirme con sus promesas y valiéndose de mi curiosidad, tomó, no sé el porqué, su forma ancestral de lobo y eso me abrió los ojos y me cerró el corazón... por eso quizás el lobo trató de estirar su zarpa y abrirlo por las malas al darse cuenta, pero huí y ahora me siento traicionado y desilusionado con ese trato.

Asustado y repelido por la oscuridad en la que he tratado de buscar un lugar dónde investigar nuevos caminos hacía algo exótico por lo que pensé que merecería la pena luchar, aunque quizás lo que encontré fue una lección:
"El esfuerzo inútil conduce a la melancolía

Y por eso ahora, en un estado de melancolía, lo que me da miedo es no encontrar un hombre luminoso, que me inspire y me enseñé quien voy a ser a partir de ahora. Con el que olvidar que tuve ganas de perderme en el bosque oscuro y con el que el esfuerzo, sea cual sea, tenga un premio y mantenga mis labios en la posición fotogénica y a poder ser bajo la luz del Sol.


11 comentarios:

Javi dijo...

Una opinión es sólo eso, la opinión de una persona, en este caso, la mía. Es una pena lo que ha pasado con este blog. Antes contaba las aventuras de morbo, entretenidas, de lectura ágil, directas, con ritmo... y ahora esto, historias poco creíbles, pero sobre todo algo pretenciosas, con un estilo forzado, aburrido, pesado y artificial... quiero de vuelta al niñato que se iba al strong o a la sauna y que desapareza esta mezcla de corin tellado y jesús mariñas que no hay quien lo lea... vuelve morbosín! Que venga un exorcista y te quite este deminio que se te ha metido en el teclado! :-)

Madrid24 dijo...

Leo está muy reflexibo, el blog está cambiando. A mi no me cuesta leer un estilo mas inteligente que demuestra que sabe escribir y llegar a un publico mas exigente. Escribes de puta madre y lleva la pinta de poder convertir todo esto en libro.

Anónimo dijo...

Antes de dos meses Leo tiene novio, que os apostais? Lleva desatendiendo el blog mucho tiempo, pasando del sexo y de bajon y ahora sale con esta historia escaldado, buscara el refugio en unos brazos fuertes en menos que canta un gallo, jajja. Tanta melancolia y tanto susto al tratar de ser dominante, solo puede lllevarle a buscar tranquilidad en un noviazgo corriente y moliente con alguien que le "retire" del "bosque oscuro" del que habla. jajaja. lo presiento.

Leonardo Mur dijo...

Gracias por vuestras opiniones. La verdad es que estoy muy orgulloso de este post porque aunque sea un poco más difícil de leer, lo he escrito con un sentimiento de melancolía que creo que he transmitido bien, claro que eso hace que no sea tan divertido y morboso, lo entiendo, pero este es el punto en el que estoy y no me avergüenzan estos arranques que me dan, escribir me entretiene, me ayuda a pensar y muchas veces a zanjar una idea que daba vueltas y vueltas en mi cabeza.

Pero volverán los momentos morbosos, digo yo, además lo necesito.

Anónimo dijo...

Pues yo opino exactamente lo mismo que Javi . Me parece bien que quieras cambiar de estilo pero igual deberias abrir otro blog y ponerle el RIP al que creaste antes de volver de USA . La verdad es que a mi tus entradas desde que volviste me aburren mucho y echo mucho de menos al chico que investigaba en lo oscuro ... Pero no en lo oscuro filosoficamente hablando ... jaja . Si ese Leo ya no existe pues nada , pero la verdad es que no consigo terminar tus ultimas aportaciones al blog ... Son soporiferas ... Si alguien conoce otro blog como este ( el de antes ) que me lo diga . El de dias de vicio ya lo conozco y es super basico en cuanto a lenguaje ... Yo quiero algo intermedio . Ni uno que me describe lo que hace como si hablara de la lista de la compra ( en su caso de la lista de pollas ) ni este tan coñazo y pretencioso . Vete de una vez a un cuarto Oscuro y cuentanos como te comen el culo como solo tu sabes hacerlo ....
El Leo de amo ,,, madre mia . Por lo menos intentalo de esclavo . Entre la chorrada de la web de los barrigudos y ahora la chorrada de querer ser amo ... Tio que estas muy perdido . Pruebo de esclavo que te hace falta un buen guantazo para que espabiles ... Estos niños bien ...

Anónimo dijo...

Sin ánimo de ofender, que algo sea más complejo de leer no quiere decir que esté mejor escrito y mucho menos más "inteligente" como dice uno por ahí. Honestamente, los post de antes estaban bastante bien escritos para ser lo que eran. Este último es bastante malito, lleno de clichés, cita a Ortega y Gasset incluida (madre mía...). De lo que sí puedes estar orgulloso es que tengas tantos lectores opinando del tema aunque, seamos honestos, los tienes por lo que escribías antes, no ahora. Como sea, el blog es tuyo y obviamente harás lo que te salga de la punta, y así tiene que ser! Suerte! :-)

Mucha leche dijo...

Yo opino como muchos que lo que mola del blog es el morbo, pero comparar en un momento más bajo en el estilo del blog, por las razones que sean, con Mariñas, o decir que los post son malos o el Anonimo anterior aclarando que te siguen por lo que fuiste, me parece que esconde mucha envidia detrás. ¿Por qué burlarse y ser asÍ? yo creo que por envidia.

Sinceramente, el blog era una gozada antes, pero aquí se nota mucho comentario que esperaba poder chincharte en un renuncio tuyo y que disfruta diciendo que eres cursi y entrecomillando "tu inteligencia". Muuuucha envidia.

Escribe lo que te salga de los huevos, y ojalá sean historias más divertidas.

Anónimo dijo...

No es cierto que haya envidia ... Envidia de que ? Es como si te enganchas a una serie de televisión y estas impacienté porque llegue la nueva temporada y cuando porfín aparecen los nuevos capítulos te das cuenta de que han cambiado al protagonista y a los guionistas y se han cargado tu serie favorita . No hay intención de destruir a Leo sino de hacerle volver al camino anterior porque ese era el buen camino .... Porque al antiguo Leo se le echa de menos . Envidia de que ?

J. dijo...

Qué buen comentario el anterior! qué buena analogía! cuánta razón! Nos han cambiado el guionista!! Creo que Leo se ha regresado a USA y le ha dejado el blog a Mariñas!! :-D

Leonardo Mur dijo...

Qué malos sois!!
No discutáis, y dejad de llamarme Mariñas por dios!

Jq dijo...

Pues yo he vuelto después de muchos meses a leer tu blog... Y me encanta. Ya me gustaba antes, te lo dije en algunas ocasiones: escribes de puta madre y sabes empatizar con los lectores. Es imposible no mostrar la evolución en tus palabras, Leo, vas madurando, y eso se va notando en lo que cuentas y en cómo lo cuentas. Me ha parecido un cliché horroroso el de Ortega y Gasset, pero aceptable dadas las circunstancias.

Por cierto, al "hombre luminoso" ya le conoces: eres tú mismo Leo ;)

Qué alegría redescubrirte, ni imaginas cómo ha sido :)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...