miércoles, 18 de mayo de 2011

En la salud y en la enfermedad

Tengo gripe, el sábado ya no pude salir, y toda mi familia estamos igual. Mi hermana se pasa el día viendo pelis en su habitación, mi hermano habla por teléfono y mi madre está conmigo en el salón mientras yo intento conseguir todos los trofeos del Uncharted 2. Mi padre y la asistenta se han librado, gracias a ellos conseguimos cosas del exterior y comer.

Estoy bien acompañado y en estos casos entiendo el deseo de encontrar alguien que esté contigo en la salud y en la enfermedad ¿cómo se pasa una gripe estando solo o enfermedades peores? ¿Cuántos de mis novios estarían dispuestos a hacer de enfermeros? ¿Y por cuántos haría yo de enfermero? Nos solemos ennoviar, o al menos tratamos, con gente sana, fuerte y vital, por el bien del novio, pero también por el nuestro.

Reconozcamos que el amor además de ser mágico tiene una parte útil. Muchos quieren vivir como lobos solitarios, pero yo creo que se pierden la satisfacción de tener a alguien que se desvive y por el que desvivirse. Lo digo yo... que aún no me he enamorado de verdad, pero creo que es así. Mi amor por los chicos aún no ha estado a la altura, se acaba en la pobreza, la enfermedad, la rutina, los cuernos o la fecha de caducidad, excepto por mi primer amor, por ese aún hoy mataría.

En resumen, hoy tengo a mi mami, pero espero no tener que pasar una enfermedad solo nunca!




2 comentarios:

Observatorio Gay Granatense dijo...

¡Cómo se nota que estás pachucín....! Te ha salido un post tan tierno... tan materno-filial... tan delicado.... todo menos morboso.... pero entiendo lo que te dices, yo por mi enfermedad ya he tenido tres hospitalizaciones y quien siempre estuvo a mi lado fue mi novio... de hecho, una vez que me operaron, y asistieron mis padres a la operación (en esa época en la que mi novio y yo "de cara a la galería" éramos tan sólo "estudiantes compartiendo piso y gastos") junto con una prima mía, y mi novio... ella descubrió que éramos pareja, según ella: "Por la mirada que os habéis echado, con tus padres delante, sin hablar, del tipo "te quiero mucho si no te vuelvo a ver" cuando te han llevado al quirófano"...

Anónimo dijo...

@Observatorio Gay Granatense eso tb es muy bonito, pero muy triste. Yo tb tengo que ocultar mi noviazgo... pero eso es otra historia. En cuanto a Lemorbo, decirte que hay que tener muchos huevos para aguantar enfermedades de la pareja, porque una gripe son unos cuantos besos menos, pero un cancer.... chapó por las parejas y matrimonios que sufren sin ser ellos los pacientes y luchan contra la adversidad tirando del carro.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...