miércoles, 4 de mayo de 2011

La sensación rara de después de las orgías


Cuando volvíamos en el autobús, todos vestidos con cara de no haber estado de rodillas veíamos amanecer mientras nos acercábamos a Madrid. 

- ¿No te sientes algo vacío después de estas fiestas? - preguntó Cappuccino.

Yo estaba más pendiente del chico con barba que teníamos al lado, la verdad. Era tan mono y tan peludo... (y recordad que yo iba borrachísimo).

- No, aún no... - le contesté - Además creo que uno se siente vacío cuando su vida sexual se reduce a estas fiestas, si mañana tienes otro plan no te preocupa.

La teoría sonaba bien, pero ya es miércoles y después de la euforia, escribir el post, y buscar en internet mi siguiente look para la Into The Tank... sí, uno se siente algo vacío. No es algo realmente grave ni definitivo, pero al fin y al cabo los 3 protas de mi relato sexual no tienen nombre y seguro que no les conocería si les viera por la calle. Echo de menos al madridista, estuvimos mucho rato juntos, y sólo me dijo dos frases pero me gustaba ese chico, me gustaba cómo me miraba y sonreía. 

El vacío puede que nazca de esas cosas, de ahorrarse los preliminares, que son más importantes de lo que parecen. Las cenas, las copas, el "estudias o trabajas", seducir, estar en un sitio donde no puedes desnudarle... Esas cosas son las que completan las historias sexuales. Y sé que no puedo, pero hoy llamaría al madridista para preguntarle qué tal está y qué hace.

Cappuccino al volver a su ciudad reconoció que le apetecía estar gótico-romántico y Edu Guarro en su Facebook decía que después de sus aventuras de Madrid se queda unos días apático. Quizás no es vacío en sí, pero es algo raro que te deja la mente inquieta, tampoco es culpabilidad, es... algo raro, no sé explicarlo.

Quizás sea culpa de frases hechas como "sexo con amor", "cena romántica", "puta zorra comepollas" o "los gays son muy promiscuos"... entre otras y lo que nos mola en realidad y los prejuicios de la sociedad choquen porque estamos contagiados de esos prejuicios.

En cierto modo ir a esas fiestas y mantener una actitud fresca después es un esfuerzo más o menos grande que yo creo que todos tenemos que asumir, tengamos éxito o no. Y que hoy por hoy yo digo que merece la pena.

Seguiré yendo a esas fiestas y disfrutándolas lo máximo que me permita mi personalidad, sin acordarme de la sensación rarita de los días de después. ¿Pero por qué nos sentiremos así si nos mola tanto ese ambiente y la gente, nos gustamos nosotros mismos y esa libertad que tan bien nos sienta?

Curioso...


8 comentarios:

César dijo...

Yo creo qe es el miedo a pensar que quizá, se esté comenzando a basar la vida sexual exclusivamente en esas historias.
Digo miedo porqe sabes que te gusta, sabes que a la larga puede ser contraproducente y también sabes que no vas a hacer nada para impedirlo (porqe a día de hoy te gusta así)
No es una mala vida sexual, pero sí qe crea las dudas de saber si estarás dispuesto a dejarlo algún día (por ejemplo, porqe tengas una pareja a la que de verdad le quieras ofrecer fidelidad)

Observatorio Gay Granatense dijo...

Yo no creo que sea culpa, ni prejuicios, ni "escrúpulos de conciencia larvados"... es más bien, y te pasará a tí también, que conforme pase el tiempo, te darás cuenta de que todos esos atracamientos de sexo, están bien, mientras eres joven, te acompaña el cuerpo y las ganas... pero a la larga querrás sentar la cabeza, envejecer con alguien, sentirte acompañado... es ley de vida, pero eso no quita lo otro... mi novio y yo llevamos trece años juntos, buscamos trío de vez en cuando, mañana vamos a las saunas, etc, etc... pero en el fondo, cuando esté enfermo, el que sostendrá mi mano en el hospital será él, no ninguno de la sauna de mañana... no sé si me explico, o si me hago entender....

JR dijo...

Pues aunque estoy muy de acuerdo con el último comentario, creo que cuando vamos de "cazadores" con un vestido de frivolidad y de superficialidad que aparentemente nos gusta....en el fondo lo que esperamos entrañablemente es encontrar lo que no tenemos, ese alter ego que nos diga cada mañana con su mirada que hay alguien por quien existir, por quien continuar, por quien ser.

Sufur dijo...

Pues yo, la verdad, no le busco tres pies al gato con esto. Para mí es exactamente la misma sensación que cuando has tenido visitas en casa durante un fin de semana y luego éstas se van. Se te queda una sensación como de que falta algo y mal cuerpo, que pasados unos días se disipa. Simplemente eso.

Marlène dijo...

Yo opino lo mismo que Sulfur, no te tortures con buscar explicaciones más profundas de la cuenta.

Es normal para los humanos que después de unos momentos de euforia, pasemos por un periodo de apatia o vacío. Es un proceso normal para restablecer nuestro equilibrio emocional.

Gracias por compartir tus vivencias. Tu blog me sienta muy bien.

Anónimo dijo...

Hola, a mí me gusta la libertad de la que hablas, creo que como mujer nunca la podré tener así, ni por mi pesronalidad, ni por ser mujer, así que prefiero leer tus posts, me divierten y además me agradan también estas reflexiones que compartes. Creo que es equilibrado. Saludos, Blanca.

ESTEBAN Y TONI dijo...

Hola que tal? hemos visto tu blog y vemos que publicas comic, nosotros hemos decididos dedicarnos al mundogay de la ilustración, estamos preparando una novela grafica y pronto publicaremos algún teaser en nuestro blog http://www.remixedretroartsex.com/ miratelo seguro te mola algo o todo, esperamos... Saludos Esteban & Toni..

Tioxmadrid dijo...

Yo creo que gran parte del morbo de ir a ese tipo de fiestas esta en esa sensacion de que entramos en un mundo prohibido , en un mundo de pecado . Nos dejamos llevar por nuestros sentidos olvidandonos de todo el bombardeo moral que recibimos desde que nacemos . Ese sentirse culpable , vacio es el contrapeso del placer de romper las reglas y dejarse llevar por la lujuria . Me gusta ver que aunque eres muy morboso mantienes una cierta inocencia y disfrutas de cada detalle de tus aventuras . No tienen nada que ver tus relatos con los de tu amigo diasdevicio . Tu valoras y disfrutas cada detalle , te fijas en las personas en como miran etcc ... Se ve que aun estas en esa fase de descubrimiento . Mientras este mundo te siga sorprendiendo sigue disfrutandolo . Pero no acabes como Diasdevicio que en sus relatos no transmite ninguna emocion , parece que ya solo ve pollas y culos , culos y pollas . El va ya al odarko como un ama de casa a la polleria de su barrio ...No se ni como se le sigue podiendo dura .

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...